Isla de Cres

La Isla de Cres es una de las que se situan en el Golfo de Kvarner, cuenta con una población de unos 3,600 habitantes aunque en la época estival aumenta su población de una forma muy notable. Esta isla es una de las más grandes de Croacia junto con Krk. Cres, tiene una curiosa historia, en la antigüedad formaba parte de la Isla de Losinj, pero en la época romana, éstos realizaron una obra que separó ambas islas, actualmente estan unidas por el puente de Osor.

En Cres existen dos geografias totalmente opuestas ya que en su parte más meridional la superficie es desertica debido a los vientos que la azotan, sin embargo la zona más septentrional es boscosa y abrupta. Una de sus maravillas naturales es el Lago Vransko que abastece de agua dulce a toda la isla, teniendo unos 68 metros de profundidad.

La capital de la isla tiene su mismo nombre, Cres, es un pueblo costero típico de postal con sus palacios, la iglesia y sus calles. Podremos disfrutar sin duda de su arquitectura veneciana como la Torre del Reloj que alberga un pasadizo para llegar a la iglesia de Santa Maria, monumento gotico renacentista con el campanario separado de sus muros.  Entre otros edificios destaca el Museo Creski que antiguamente era un palacio, la Iglesia de San Isidro y un convento franciscano que se situa fuera de Cres.

2930703111_531d7761401.jpg

Por Christian.graef

Osor es otra de las poblaciones a las que debemos acudir, pequeño pueblecito de tan solo 100 habitantes, se situa en el extremo sur y une la isla con la Isla de Losinj, este pequeño lugar fue muy importante en el siglo VI llegando a ser sede episcopal. En Osor podremos callejear y ver sus palacios e iglesias. Si viajamos hacia el norte de Cres se situa Belj, que dicen que es el lugar más verde de la isla, un pueblo medieval en el que existe un centro de cria de buitres que es posible visitar. Lubenice, es una villa medieval construida a casi 400 metros a nivel de mar, por lo que la panorámica que ofrece es espectacular, además si queremos pasar una jornada playera este es nuestro sitio, a los pies del pueblo se situa su playa. Casi todas las playas de la isla son de piedra.

En la isla de Cres debemos probar uno de sus manjares, la carne de cordero, y es que dicen que tiene un sabor especial gracias al “Bura”, un viento típico de la zona que atrae la sal del mar hacia los animales que pastan en la isla y les confiere un gusto espectacular.
Otro de los animales famosos en Cres es el buitre blanco o gyps fulvus, único en el mundo y que si tenemos suerte podremos ver sobrevolando el monte Gorice, la cima más alta de la isla. Este animal protegido está cuidado por el centro medioambiental llamado “Caput Insulae”. También nadan a sus anchas en las aguas de la zona los delfines.

Para acceder a la isla podemos optar o  bien por la carretera que une a Losinj, si nos encontramos por alli, o bien por barco, pequeñas embarcaciones unen la isla con el continente cada media horadesde Brestova en Istria, Porozine en Cres y Valbinska en Krk.
Si decidis alquilar un velero para conocer Croacia, disponeis de atraque en el puerto de Cres, este puerto dispone de 450 amarres y 120 boyas para resguardar las embarcaciones del agua. En estas instalaciones portuarias existen numerosos servicios ya que es una zona muy visitada, entre otros hay oficina de cambio de moneda, restaurante, servicios con duchas, una tienda de alimentación, clinica dental, parking, grua móvil y lo más importante si cabe, una gasolinera para respostar combustible. Además estas instalaciones disponen de alojamiento en el caso de que queramos dormir en tierra firme.
El alojamiento en Cres no ofrece ningún problema, existen algunos hoteles y si no podemos alojarnos en el camping de Slatina, famoso por su gran ambiente y que cuenta con una de las playas más bonitas de la isla. 110 parcelas delimitadas, 400 no delimitadas y 30 casa mobiles hacen de este camping un lugar perfecto para pasar unas vacaciones. Vistas al mar y todos los servicios nos aseguran una bonita estancia.